head

head

-----

BARRIO ROJO

En nuestro viaje a Amsterdam será imprescindible al menos una visita al célebre Barrio Rojo de la ciudad. El Rosse Buurt, que sería su nombre en holandés, es mundialmente conocido por su historia y arquitectura, pero por encima de todo por ser uno de los barrios del mundo más abiertos a la prostitución y las drogas. Es conocido por ese nombre por la enorme cantidad de neones rojos que decoran calles y escaparates.



No hay motivo para la alarma; la prostitución es legal en los Países Bajos desde 1911, concretamente en Amsterdam y en otras nueve ciudades. Fue en el año 2000 que se volvió a regular, permitiendo los famosos escaparates que pueblan el barrio y a través de los cuales podemos ver a las prostitutas que ofrecen sus servicios. Estas trabajadores sexuales están obligadas a tener contratada una seguridad social privada, pagando tributos al estado y a hacienda, como cualquier otro trabajador del país.

Y como es lógico, en el Barrio Rojo ofrece mucho más que prostitución, empezando por su característica arquitectura, sus calles estrechas y sus paseos junto a los canales. Sex Shops, Coffe Shops, restaurantes, albergues, museos son parte de la oferta que ofrece el barrio más célebre del país.